jueves, 26 de marzo de 2009

OPUS 8


-Júrenos que si despierta, no se la va a llevar –pedía de rodillas uno de los enanitos al príncipe, mientras este contemplaba el hermoso cuerpo en el sarcófago de cristal-. Mire que, desde que se durmió, no tenemos quien nos lave la ropa, nos la planche, nos limpie la casa y nos cocine.




Armando José Sequera



7 comentarios:

  1. Me encanto este escrito, y me encanta lo que se lee y lo que no se lee........

    Felicidades por el

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Jajajajajajajaja.

    Daniel Alberto Silanes Puentes se rie de los enanitos.

    ResponderEliminar
  3. yo quiero un principeee!!!
    jajajjaja
    Un besO!!

    ResponderEliminar
  4. Joéeee con los enanos... Que se la lleven, por favor...
    jajaja
    Un beso, bonita.
    Natacha.

    ResponderEliminar
  5. Pues si serán interesados esos enanitos no? jejeeje
    Besitos,

    ResponderEliminar