lunes, 23 de marzo de 2009

Para alegrar el corazoncito!


Un conferencista internacional se preparaba para dar una charla cuando encontró en el ropero una pequeña caja que contenía tres huevos y cien billetes de un dólar Asombrado, llamo a su esposa.


Mi amor, ¿Qué significa esto?

Bueno... -respondió ella mientras se aclaraba la garganta-, la he conservado durante nuestros 45 años de matrimonio. Cada vez que tu charla era aburrida, yo colocaba un huevo en la caja.


Ya entiendo -replico el hombre, con una amplia sonrisa en su rostro-. Tres charlas aburridas en 45 años. No esta nada mal. Pero...

¿Y que hacen en la caja esos cien dólares?



Pues... la verdad es que... cada vez que juntaba una docena de huevos, la vendía a los vecinos por un dólar.



anónimo!





Pd: Reír no cuesta nada, así que ríe hasta que te duela la panza jeje XD

4 comentarios:

  1. Me agrada empezar la semana con una gran sonrisa!
    Besitos,

    ResponderEliminar
  2. pues te recomiendo la peli, ya tiene sus añitos, pero a mi me sigo conmoviendo.

    ResponderEliminar
  3. Bonita historia, me gusta empezar la semana riendo de algon tan humano.............

    Saludos. Y luego diran que las mujeres no son inteligentes, jajajaja

    ResponderEliminar